Escándalo en el fútbol femenino en Murcia: obligan a jugar al Atlético Pinatarense con 19 bajas por coronavirus

El partido de fútbol femenino que este domingo por la tarde disputarán el Atlético Pinatarense y el FC Cartagena lo ha ganado por goleada el coronavirus. El club de San Pedro del Pinatar solo tiene disponibles para disputar el encuentro a 4 futbolistas de las 23 que integran su plantilla. A pesar de ello, la Federación de Fútbol de la Región de Murcia no quiere suspender el enfrentamiento previsto a las 19 horas.

«Van a provocar una explosión de contagios en la categoría», alerta Francisco Javier Callejo, entrenador del Atlético Pinatarense, equipo que lidera la liga de Primera Autonómica Femenina de la Región de Murcia. Tan preocupante es la situación sanitaria que atraviesa la plantilla que el entrenador habla con EL ESPAÑOL para denunciar públicamente el riesgo de contagio al que se enfrentan las futbolistas del FC Cartagena.

Reformas Murcia

«No tiene justificación que se mantenga este partido cuando hoy, por ejemplo, en la Primera Iberdrola se ha suspendido el encuentro entre el Real Madrid femenino y el Rayo Vallecano por un brote de Covid que afectaba a unas seis futbolistas y nosotros estamos hablando de que tenemos a trece jugadoras que han dado positivo y a otras seis con síntomas», reflexiona Callejo, al tiempo que asegura que en los once años que lleva entrenando jamás había vivido una situación así. «Esto es disparatado».

Las palabras de indignación del entrenador del Atlético Pinatarense se deben a que el club ha actuado con responsabilidad en todo momento. «Desde el lunes, hemos ido registrando de uno a tres positivos diarios por coronavirus entre la plantilla, de forma que enviamos un escrito a la coordinadora Covid de la Federación de Fútbol de la Región de Murcia para solicitar el aplazamiento del partido con el Cartagena por un brote».

De hecho, en el escrito no solo alertaban de la delicada situación sanitaria de la plantilla, sino que además informaban de que habían acordado con el FC Cartagena disputar el encuentro el 26 de enero. Es decir, le daban hecho todo el trabajo a la Federación para aplazar el partido. Sin embargo, como en ese momento el protocolo sanitario establecía que los partidos de liga no se suspenden, si cada equipo dispone de once jugadores, se decidió que se mantenía el choque para este domingo, a las 19 horas, en el Campo Municipal José Antonio Pérez de la ciudad portuaria.

«El protocolo de la liga establece controles de coronavirus 24 horas antes de cada encuentro, y tras el chequeo médico, solo tenemos disponibles a cuatro jugadoras: 13 son positivas y 6 sospechosas por síntomas», precisa el entrenador, de 48 años, que también está afectado por el brote, junto a su segundo entrenador y el delegado de campo. «Vamos a tener que ir con una convocatoria con cuatro futbolistas porque somos líderes y si no nos presentamos, perdemos el partido tres a cero, nos quitan tres puntos, y encima nos multan».

Francisco Javier Callejo insiste en que los contagios ponen en riesgo la salud de las jugadoras que no son profesionales y que tienen que seguir cumpliendo entre semana con sus responsabilidades en sus respectivos empleos. «En la Liga Iberdrola, que es un campeonato profesional, ya hay aplazados varios partidos y nosotros que somos amateur, no vivimos de fútbol, pero nos obligan a jugar con el consiguiente riesgo de supercontagio que puede darse en esta situación».

El Atlético Pinatarense ha comenzado en las últimas horas a difundir el grave parte médico de la plantilla, a través de sus redes sociales, con el objetivo de presionar a la Federación de Fútbol de la Región de Murcia a que suspenda el encuentro.

EL ESPAÑOL ha accedido a la resolución del comité de competición que acuerda «denegar» el aplazamiento del partido entre el Atlético Pinatarense y el FC Cartagena, previsto en la jornada 11 de Primera Autonómica Femenina. Todo ello, a pesar de que el protocolo sanitario cambió el viernes: en una circular de la Federación de Fútbol de Murcia se informaba a los clubes de que el tope para suspender un encuentro por contagios, bajaba de 11 a 7 futbolistas disponibles, un mínimo que tampoco cumple el equipo de San Pedro con cuatro jugadoras y que no ha impedido que se mantenga el choque.

«Tras analizar la solicitud formulada por el Atlético Pinatarense y los documentos aportados por el mismo, procede denegar la solicitud del aplazamiento, habida cuenta de que no se cumplen los requisitos establecidos por la FFRM en la referida nota informativa, en la que estipula que para acordar la suspensión de un encuentro, el equipo en cuestión debe contar con un número de jugadores de baja, superior al número mínimo permitido para disputar el encuentro».

Noticias San Pedro del Pinatar hoy

Fuente: elespanol.com